1 respuesta

  1. María Abellán (@Nalleba)
    20/08/2012

    Que historia tan verdadera, se parece mucho a la vida real. Las persona pensamos que más allá de nuestro mundo pequeño no hay más posibilidades. Pero yo creo que es el miedo él que nos hace no verlas.
    Un saludo.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba
móvil escritorio