Kafka y la Muñeca

Un año antes de su muerte, Franz Kafka vivió una experiencia insólita.   Paseando por el parque Steglitz, en Berlín, encontró a una niña llorando desconsolada: había perdido su muñeca. Kafka se ofreció a ayudar a buscar la muñeca y se dispuso a reunirse con ella...